Entrevista a Chris Liebing (12 Agosto 2013)

El alemán Chris Liebing habla del cambio de filosofía de su sello CLR, de las nuevas propuestas que nos esperan, de sus productores contemporáneos favoritos y también nos da su opinión sobre el maremoto Daft Punk con su Get Lucky. Parece que todo le va como una seda. El lucky es él.

¿Cómo se está portando el verano con usted?

El verano está siendo sorprendentemente bueno hasta ahora. Me lo pasé muy bien en mi primera actuación del verano en Ibiza con la gente de Cocoon hace unas semanas. Por lo que parece va a ser una temporada muy prometedora. Actualmente estoy involucrado en una profunda reestructuración de mi sello. Estamos recibiendo más ayuda, cada vez más profesional, en la elaboración de los próximos lanzamientos que saldrán después del verano, por ejemplo tenemos preparado un álbum de Drumcell que es increíble, por lo que estoy bastante ocupado estos días.

¿Con qué productores de los que aún no dispone en su sello le gustaría contar en CLR?

De hecho, tengo a la mayor parte de los artistas que me gustaría tener en el roster de CLR. Hay algunos productores por ahí, cuyos nombres mejor no voy a mencionar para evitar complicaciones políticas, que realmente estoy tratando de atraerlos a CLR para tenerlos como clientes habituales en el calendario de lanzamientos de mi sello. Pero en general estoy muy contento con el equipo que se ha reunido en los últimos años. Hemos crecido de manera orgánica y eso se nota porque todos se llevan muy bien. Lo más importante, todo el mundo se divierte un montón haciendo lo que hacen y aún es más divertido hacerlo juntos, por lo que estamos pasando por muy buenos momentos.

¿Qué me explica de sus subsellos CLAU, Clretry o Stigmata de los que no sabemos nada desde hace un tiempo?

Bueno, dejé todas esas subetiquetas porque quería volver a la idea de tener sólo un sello que, básicamente, es la plataforma que utilizo para airear diversos estilos musicales. A veces el sello suena más duro, a veces a house con voces, como por ejemplo las cosas que sacamos de Monoloc, o un poco más pistero como el reciente Rebekah EP, o más left-field y broken beat como Tommy Four Seven y el álbum de Drumcell que pronto estará en las tiendas. Todo esto está ocurriendo ahora mismo en CLR, así que realmente no hay necesidad de ninguna subetiqueta.

¿Por qué ha cambiado el Chris Liebing Records de las iniciales de su sello por el de Create Learn Realize?

Me estaba cansando de llevar inscrito mi propio nombre en el de mi sello. CLR se estaba convirtiendo en algo mucho más abierto a otras influencias musicales y simplemente no tenía sentido para la marca seguir utilizando mi nombre que en realidad se relacionaba con otras sensibilidades musicales. Al principio mi sello era básicamente una plataforma para lanzar mis propios tracks y los de algunos amigos muy contados. En esencia publicaba los tracks que sería capaz de pinchar en hora punta. Esos días ya han pasado y el sello se ha convertido en algo mucho más grande y mucho más emocionante. Es por eso que decidí sacar mi ego de la marca del sello y darle este nuevo significado que representa todo lo que estoy haciendo y viviendo en mi carrera profesional.

Cómo va su ya dilatada colaboración con su buen amigo Speedy J...

La colaboración con Speedy J está próxima a cumplir diez años y no creo que vaya a terminar nunca. A veces tenemos fases en las que cada uno de nosotros está muy ocupado con sus propios proyectos, aunque nos reunimos regularmente y tenemos una buena relación, por lo que cada vez que surge una nueva idea la analizamos y a trabajamos con él. Nuestro último directo como Collabs tuvo lugar en abril, concretamente el Día de la Reina de Holanda en Rotterdam. Vamos a ver cuando vamos a poder presentar la siguiente... Lo mejor y lo que más me gusta de Jochem Paap es su personalidad. Es un hombre increíble, siempre se muestra muy relajado y posee un enorme conocimiento de su música, con un dominio abrumador de su trabajo de estudio. He aprendido muchas cosas de él.

Porque a usted como le gusta el techno... cómo definiría el techno que más le interesa...

Básicamente estoy interesado en todo aquello que no suena a techno demasiado feliz. Me gusta el techno que te proyecta hacia adelante, pero desde la oscuridad. Me interesa el que recurre a sonidos interesantes, a veces un poco trippy, otras un poco más soul, pero siempre debe tener un permiso de conducción, el elemento prima. No debe ser demasiado brillante, demasiado amable, demasiado limpio. Debe ser muy orgánico... Si, este es el tipo de definición que me gusta. Parece que últimamente está pinchando sonidos más cercanos al house... Nunca me ha gustado pinchar de manera lineal. Por supuesto, si sólo presencias una de mis sesiones de dos sets entonces probablemente sólo escuches techno pistero porque en ese plazo de tiempo debes echar toda la carne en el asador. Pero en caso de pinchar tres o cuatro horas o más, entonces ya es otro cantar porque tengo tiempo para jugar con cosas diferentes. Me dedico a mezclar temas antiguos con novedades. De hecho desde hace un tiempo estoy intentando incluir temas de house contemporáneo en mis sets de dos horas para poder variar las texturas de esas sesiones.

Si sondeamos la actualidad más rabiosa nos encontramos con tres álbumes que han dado mucho que hablar: el de Daft Punk, el de Depeche Mode y el esperado último álbum de Boards of Canada. ¿Qué le han parecido? ¿Qué opinión le merece la promoción del álbum de los franceses?

Voy a empezar con Daft Punk. Pensé que esta promoción mediática fue un gran problema, muy bien hecho. En realidad no he escuchado el disco entero todavía, pero tengo que decir que lo que he oído hasta ahora es genial. Yo prefiero escuchar algo como esto, pese a su exagerada promoción en todo el planeta, que disponer de música de mierda cursi. ¡Hurra por Daft Punk! Estoy muy contento de que lo han hecho hasta el momento y sobre todo de que este tipo de música realmente haya conquistado el mundo en los últimos veinte años. El álbum de Depeche Mode es absolutamente fantástico. Algunas personas dicen que los álbumes de Depeche Mode necesitan un poco de tiempo para ser comprendidos y estoy de acuerdo. Cuando los escuchas una, dos, tres, cuatro o cinco veces es cuando realmente uno comienza a sentir el ambiente general de todo el álbum. Me gusta mucho cuando los discos entran de a poco. Dos de mis canciones favoritas son Welcome To My World y Goodbye, pero de nuevo, todo depende de mi estado de ánimo... Me gusta mucho el resto del álbum también. Tuve el placer de verlos en vivo en Frankfurt y ha sido uno de los mejores conciertos en los que he estado últimamente. Absolutamente increíble... increíble. Gracias a Bryan Black que es buen amigo de Martin L. Gore conseguimos verlo desde una posición excelente. También soy de los que habían estado esperando el nuevo álbum de Boards of Canada desde hace cinco años y creo que ya lo he escuchado ya setenta y cinco veces. ¿Necesito decir algo más?

¿Convertirse en un hype es lo peor que le puede pasar a un DJ?

Bueno, yo no creo que lo del hype no es necesariamente lo peor que le puede pasar a un artista, pero también creo que nunca es un buen presagio. Yo por lo menos lo que quiero es hacer algo con lo que pueda evolucionar y estoy muy feliz de haber sido capaz de hacer esto desde hace casi veinte años. Y nadie me ha venido a decir cómo tenía que hacer las cosas. Creo que todavía puedo seguir haciendo lo que estoy haciendo y evolucionar. Creo que no soy un hype, nunca he sido un hype y supongo que también puedo evitar convertirme en un hype en el futuro.

¿En qué momento se encuentra la escena de Frankfurt después del cierre de Cocoon?

Bueno, la ciudad no se muestra tan vibrante como en los años 90 cuando era el lugar de moda para el techno de casi todo el mundo. Cuando nos fijamos que en los años 90 teníamos instituciones como Omen club, Logic Records, Eye Q, Hardhouse, Music Hall, Dorian Gray... todos estos nombres eran conocidos por todos los seguidores de la música electrónica de todo el mundo. Estoy muy feliz de haber podido estar allí, para que yo lo he visto y que he sido capaz de pinchar como residente de Omen en esos años maravillosos. Esos tiempos se acabaron para Frankfurt. Ya pasaron. Tenemos algunos pequeños clubes agradables como el Robert Johnson y algunos otros, pero obviamente no es lo que solía ser. El mercado financiero se ha apoderado de la ciudad y ha puesto los precios los alquileres tan altos que es muy difícil montar clubes de música electrónica como los que había antes. Además de eso, Berlín, evidentemente, ha absorbido todo el talento y toda la gente, algo que no me importa, porque me gusta mucho Berlín. Así que vayamos de fiesta allí. Pero aún así sigue siendo fantástico vivir en Frankfurt.

¿Algún nuevo artista que le haya llamado la atención en los últimos tiempos?

En realidad sí. Yo no diría que sean nuevos pero me gusta mucho tocar su música en este momento. Uno de ellos es Max Cooper y los otros son Dense y Pika. Me gusta mucho lo que hacen y disfruto de su música.

¿Y usted cómo ha ido evolucionando en la manera de pinchar?

Creo que cambia constantemente. Es una especie de un flujo que simplemente sucede de manera natural. Trato de hacer cosas diferentes en diferentes momentos y todo lo que me sucede por supuesto que me influye. Creo que conozco mis máquinas muy bien y tal vez podría tocar casi a ciegas con mi configuración actual, lo cual es genial, porque cuanto menos se tiene que pensar en lo que hay que hacer para sacar algo de tu equipo, es mucho mejor para el flujo musical. Musicalmente estoy descubriendo cosas nuevas cada fin de semana y es muy emocionante adaptarse a eso y ver cómo la gente reacciona cuando escucha algo diferente de lo habitual mientras tratas de mezclarlo con algo que le suene más al oído. No creo que disfrute tanto de mis actuaciones como en este momento ...

Para acabar, hábleme de sus proyectos más cercanos en el tiempo.

Un día de estos volveré al estudio para producir música. No lo he hecho desde hace casi dos años. Básicamente, he estado produciendo y haciendo de ingeniero de sonido para álbumes de otras personas que están en el roster de mi sello y a los que he ayudado a que suenen un poco más a CLR. Es un trabajo muy divertido pero en algún momento me gustaría volver al estudio a trabajar en lo mío.

Una curiosidad para acabar, ¿cuantas horas a la semana se pasa en el gimnasio?

En una semana muy bien estructurada puedo pasar cuatro horas en el gimnasio, pero estas semanas son muy raras, por lo general, tengo que vivir con dos horas o, a veces incluso menos horas a la semana. La clave es comer sano y hacer ejercicios de poco todos los días, por ejemplo, cuando me levanto. Esa rutina ayuda un poco.


Chris Liebing (12 Agosto 2013) :: Entrevista :: Clubbingspain.com