Thomas Fehlmann es una verdadera leyenda. Habiendo establecido muchos de los cimientos de la música electrónica contemporánea durante más de 25 años. Tuvo grandes logros como ser la mitad de The Orb durante más de veinte años, formado parte del fundacional Sun Electric, fundando el sello Teutonic Beats, y con colaboraciones con artistas como Moritz Von Oswald, Juan Atkins, Robert Fripp, Blake Baxter, Underground Resistance, Klaus Schulze, sólo por nombrar algunos.

Podríamos seguir períodos fascinantes de su vida por largo rato, pero creo que es mejor ir directamente a la entrevista, que como se imaginarán, está llena de momentos notables. Disfrute su lectura.
Aló Thomas, contános dónde te encontrás y cómo anda todo por ahí
Uuh, está gris y húmedo y la primer nieve se convirtió en lodo. Estoy en el campo, al norte de Berlín, donde paso la mitad de mi tiempo cuando estoy en la zona. Es una bendición poder enfrentarse a la naturaleza con cierta frecuencia, y tener responsabilidades por las plantas o animales para mantenerse saludable y en forma. Brinda una perspectiva refrescante, sacude las prioridades y te mantiene los pies en la tierra. Bueno, la mayoría de las veces

¿Cómo describirías la situación de las disquerías de Berlín hoy en día?
Ya no es tan bueno como antes. Muchas han desaparecido y cada vez lleva más tiempo recorrer las que hay para poder tener un pantallazo general, ya que se han convertido en disquerías especializadas. Así que hoy en día tenés que ir a una tienda para encontrar techno, otra para el house, una tercera para encontrar hip hop, también la que tiene sólo jazz, etc.
Pero no debería quejarme, justo la semana pasada abrió una disquería a dos cuadras de casa, que inclusive tiene una enorme sección de vinilos de segunda mano

Aún recuerdo el día que encontré un álbum de The Orb revolviendo cajones de usados por Buenos Aires, excelente calidad y buen precio. ¿Recordás algún gran descubrimiento buscando discos?
Sí, de hecho hace un par de semanas hablé sobre un disco de Miles Davis que me encantaría tener, la grabación en vivo del festival Isle of White. Unas semanas después recibí un llamado de alguien en Finlandia ofreciéndolo a un buen precio. Así que sí, me fascina la excitación y los sentimientos de gloria al ir de caza por discos que uno ama, y descubrir cosas nuevas.

¿Cuáles fueron tus mejores experiencias tocando en vivo?
¿Tocar en el sur de China con Alex Paterson a finales de los '90 frente a una multitud que estaba escuchando un golpe a través de un sistema de sonido fuerte por primera vez?
¿El apagón durante mi set en Benicassim?
¿Carlos Santana y Trent Reznor enfiestándose al costado del escenario durante The Orb en la segunda edicion de Woodstock?
¿Theo Parrish subiendo al escenario y tocando discos junto a mi live?

¿Has tenido una audiencia en mente a la hora de componer?
Fueron unos muy buenos diez años desde que volví a tocar en vivo y francamente no puedo imaginar dejar de hacerlo, así que sí, el pensamiento de la audiencia no está lejos cuando estoy haciendo tracks. Facilita las decisiones de algún modo ya que te fuerza a enfocarte en el hecho de que es música para HOY lo que estás haciendo. Y eso ayuda a mantenerse limpio de las partes aburridas

Claro que las cosas no son nunca tan fáciles ya que el desarrollo también tiene el factor de confrontación sin el cual uno continuaría circulando en los mismos ciclos. En cualquier situación la audiencia es un punto de referencia importante, ya sea para complacerte o desafiarte.

Hablaste de “música para hoy” y alejarse de los beats aburridos, y la imágen de música para hoy me hizo pensar en el factor de perdurabilidad en el tiempo de algunas canciones memorables. ¿Cómo definirías qué es lo que logra que un track sobreviva a lo largo del tiempo?
Creo que quise decir “partes aburridas”, pero de todos modos, por alguna razón tiendo a conectar este factor de perdurabilidad en el tiempo con músicos o productores, y no tanto con tracks en particular. Como por ejemplo Rhytm and Sound, han establecido un tono que corre a través de sus tracks.

Y luego están todos esos temas inolvidables que vuelan alrededor en contra de tu voluntad! Como Elton John o Manic Street Preachers.

Pero en serio, tal como lo veo, tiene relación con un cierto nivel de audacia o intrepidez en un músico a la hora de expandir vocabularios o límites. ¡Alcanzar este nivel es la parte divertida!

¿Alguna vez hiciste alguna canción o álbum pensando en una audiencia específica, o en alguien en particular?
Bueno, mi último álbum 'Gute Luft' fue dedicado a la ciuad de Berlin, ya que fue el soundtrack del documental de 24 horas '24h Berlin', presentado en televisión nacional. Pero tambien suelo entretenerme con dedicaciones o mensajes ocultos en títulos de los temas o ideas musicales, esos deben permanecer privados, lo mantienen fresco y picante para mí y aquellos que lo saben.

¿Podrías nombrar algunos de los artistas que considerás eternos?
¿Sólo listo ejemplos positivos, verdad? Y lo tomo desde un ángulo amplio:

Kraftwerk
Brian Eno
Steeley Dan
Bitches Brew - Miles Davis
Cupid and Psyche - Scritti Politti
e2 e4 - Manuel Goettsching
Good Life - Inner City
Rhythm and Sound
Wolfgang Voigt
Jay Dilla

¿Cada cuánto escuchás tu propia música? ¿Tuviste cambios en el modo de percibirla a través del tiempo?
Ya que toco mi material en vivo todo el tiempo y como resultado lo escucho bastante, sí, hay un elemento constante de cambio en eso.
Siempre vuelvo a los tracks y los actualizo para tener una sensación más fresca, y ya que se encuentran en su forma original como archivos individuales, el rango de cambios puede ser bastante radical.

Siguiendo el concepto de perdurabilidad en el tiempo, ¿Cuáles fueron los aspectos más remarcables de los tiempos en Tresor junto a Moritz von Oswald y Juan Atkins?
Antes que nada es un gran recuerdo como un todo, y sólo duró tres o cuatro días. En retrospectiva, fue dedicado, trabajo eficiente reflejando una etapa enérgica y colectividad divertida y productiva que se mantuvo como un modelo positivo para mí. El proyecto definió cierta atmósfera en la producción que continúa funcionando bien al día de hoy.

¿Qué fue lo más difícil de superar a la hora de convertirte en músico?
Antes que nada, no tengo la menor idea sobre qué responder a esta pregunta. Honestamente.

¿Pasó demasiado tiempo como para recordarlo?

De cierta manera, sospecho que uno nunca alcanza esta etapa final. Ante todo, defino a un músico como alguien que está haciendo música, así que es algo en marcha, el esfuerzo es constante.

Muchísimas gracias por esto Thomas, como cierre nos gustaría saber cuáles son tus próximos planes a futuro.
Sería aburrido si ya lo supiese. Lo que sí sé es que estaré tocando en Madrid el 16 de Febrero